Concepto de Stokke® MyCarrier

|

Stokke® MyCarrier
El porta bebé
orgánico 3 en 1

Incluso antes de llegar al mundo, los niños ya tienen establecidas conexiones con aquellos que los rodean.  No hay nada más reconfortante y familiar para el bebé recién nacido que estar cerca de ti. El suave mecer de tu cuerpo, los latidos de tu corazón y tu proximidad brindan una sensación de seguridad a tu bebé. Nuestro porta bebé está pensado para ayudarte a mantener esa conexión.


Stokke® MyCarrier es único. Este porta bebé puede utilizarse desde que el bebé nace hasta que empieza a andar, ya que el diseño se beneficia de nuestra experiencia de 40 años en el campo de la ergonomía. El porta bebé 3 en 1 Stokke® MyCarrier se transforma fácilmente a medida que crece tu hijo, desde el nacimiento hasta que empieza a andar.


Stokke® MyCarrier dispone de dos posiciones para llevar al frente y una en la espalda. Pero lo más importante es que todas las posiciones ofrecen excelente ergonomía tanto para ti como para tu bebé. Mantente cerca de tu hijo con total comodidad.

 

 

 
 
 

1 Orientado hacia dentro

Desde recién nacido (mínimo 3,5 kg y 53 cm) hasta que el niño pueda sostener su cabeza sin ayuda.


Modo de empleo:
Ajusta Stokke® MyCarrier de manera que la cabeza del bebé esté en lo alto de su pecho. Ajusta el ancho de la mochila frontal para que tu bebé tenga un buen respaldo. Para lograr un apoyo total para la cabeza del bebé, desliza las hebillas del arnés hacia arriba o hacia abajo y ajusta las correas de la mochila frontal.

 

2 Orientado hacia fuera

Se utilza sólo cuando el niño pueda sostener la cabeza sin ayuda. Aunque cada niño es único, suele ser alrededor de los 4 meses.


Modo de empleo:
Antes de colocar al bebé, recuerda abrir los dos botones y la cremallera de la parte inferior de la mochila frontal. La mochila frontal será ahora un poco más larga y estrecha.

 

3 Mochila trasera

Cuando el niño pueda sentarse sin ayuda y mida más de 72 cm.


Modo de empleo:
La mochila dorsal se acopla al arnés principal para soportar un peso máximo de 15 kg.  El soporte adicional en aluminio debe usarse siempre que se lleve al niño en la espalda. Una vez que hayas montado la mochila dorsal con el arnés, coloca el porta bebé alrededor de tu hijo y ajusta el ancho antes de ponerlo en tu espalda. Ajusta Stokke® MyCarrier para que tu hijo pueda descansar sobre tus hombros. Si el niño se duerme, coloca el soporte para dormir que se encuentra en el bolsillo.