Sistema

|

Sistema Stokke® Care™
A medida que va creciendo su bebé.™

Su construcción a base de madera implica que Stokke® Care™ dure muchos años. Su diseño estilizado le hace poder adaptarse a lugares poco espaciosos, a la vez que cuenta con mucho espacio de almacenamiento. Las barandillas dan seguridad extra al adulto y le permiten concentrarse en lo que está haciendo. Sin embargo, nunca se debe dejar al niño desatendido en el cambiador ®Stokke Care™. Cuando el cambiador deje de ser necesario, Stokke® Care™ puede convertirse fácilmente en un pequeño escritorio. Por su forma y su tamaño, el escritorio es perfecto para que dos niños jueguen, pinten o dibujen sobre él. Más tarde, Stokke® Care™ puede transformarse en una práctica estantería, un estante para discos compactos,  un mueble para televisión, ¡o una combinación de todos ellos! Stokke® Care™ puede también transformarse en un escritorio escolar más grande con el kit de tablero extendido (se compra por separado). Éste amplía la longitud del escritorio a 120 cm, siendo su altura 72 cm.