La práctica conlleva la perfección

La hora de la comida es perfecta para aprender, pero comer en la mesa no es algo intuitivo. Es una habilidad importante que el pequeño de la familia ha de aprender, y que de hecho forma los cimientos de unos hábitos saludables. Es mucho más que comer e incluye aspectos tales como los buenos modales y la socialización. Como sucede con cualquier cosa que hacemos por primera vez, se pasa por un periodo de pruebas y errores. A veces se pondrá a prueba tanto la paciencia de los padres como la del hijo.
 
X

Todo lo que tu hijo necesita para la hora de la comida