Stokke® MyCarrier™

Stokke® MyCarrier tiene 3 posiciones

Mochila frontal – con el bebé mirando hacia los padres A partir de las 4 semanas (mínimo 3.5 kg /7.7 lb y 53 cm/21 pulgadas) Los niños necesitan movimiento. Por lo tanto, recomendamos que el tiempo que pase el bebé en Stokke® MyCarrier no supere los 20 minutos al principio.

Mochila frontal – con el bebé mirando hacia fuera Para cuando el bebé sea capaz de mantener la cabeza erguida sin ayuda. Cada bebé es diferente pero, como norma general, es alrededor de los 5 meses. Puede también, por supuesto, seguir llevando a su bebé mirando hacia usted.

Mochila trasera Para cuando el niño tiene 9 meses y es capaz de sentarse sin ayuda. En este momento, puede empezar a utilizar la mochila trasera. El asiento se puede reajustar cuando el niño tenga aproximadamente 18 meses para asegurarse de que tenga una mejor visibilidad.

• Coloque el cinturón en la parte alta de su cintura y ajuste con firmeza dicho cinturón y los arneses de los hombros.

• Coloque la correa de sujeción en uno de las 4 presillas a la altura de su axila

• Coloque a su bebé dentro y ajuste la correa de sujeción y el reposacabezas para asegurarse de que se bebé está cómodo y bien sujeto. Su bebé debería estar ahora apoyado sobre su pecho, en una posición que le permita a usted besar con facilidad la cabeza de s bebé. Asegúrese de dejar un pequeño espacio en el reposacabezas para que el bebé pueda moverse un poco y respirar correctamente.

Desde las 4 semanas (3,5 kg y 53 cm como mínimo). Los bebés necesitan cambiar de postura. Por lo tanto, recomendamos limitar el tiempo que pasa el recién nacido en Stokke® MyCarrier™ a 20 minutos al principio . Puede ir incrementando el tiempo de uso a medida que el bebé va creciendo y desarrollándose.

Cuando se ajusta correctamente, el portabebés ofrece una buena sujeción para la cabeza del bebé.

MyCarrier proporciona espacio para el movimiento, de forma que el bebé puede elegir la posición de su cabeza y fortalecer los músculos de su cuello.” Vibeke Smith Aulie. Child Pediatric Physiotherapist

Los bebés nacen con la espalda curvada y, a medida que empiezan a levantarse y andar, desarrollan gradualmente una espina dorsal en forma de S. La anchura de MyCarrier es ajustable, de forma que proporciona siempre una sujeción óptima para tu bebé, desde las 4 semanas hasta los 3 años.” Vibeke Smith Aulie. Child Pediatric Physiotherapist

El diseño de Stokke® MyCarrier posibilita que su bebé esté sentado en el portabebés con un buen soporte para sus nalgas y muslos.

La posición de las piernas separadas proporciona una posición ergonómica óptima para el correcto crecimiento y desarrollo de la cadera del bebé Stokke® MyCarrier ha sido reconocido por el Instituto Internacional de Displasia de Cadera (IHDI) y por expertos médicos como un producto ""sano para la cadera""

El peso máximo para Stokke® MyCarrier es de 15kg (tanto para la mochila frontal como para la trasera).

Tenga en cuenta que al principio puede desteñir, por lo que es aconsejable lavar el portabebés por separado.

Modelo de algodón: El color se irá perdiendo a consecuencia de los lavados. La mayoría de las manchas se pueden eliminar con un paño húmedo.

Cuando decida lavar los textiles de la mochila porta bebé, por favor, siga las instrucciones de lavado de la etiqueta de lavado:

Lavar a 40ºC, quitar las barras de aluminio antes de lavar. Utilice detergentes sin lejía. Escurra suavemente y estírelo cuando esté mojado para mantener la forma original. Seque a temperatura ambiente, lejos de la luz solar o del calor directo. NO se debe planchar ni secar en la secadora.